fbpx Saltar al contenido

Christos Shakallis

marzo 18, 2021
christos-shakallis

Christos Shakallis es chipriota y director de una reconocida escuela de danza en su país natal. Ha actuado alrededor del mundo y he tenido el verdadero placer de conocer un poco más su historia, así como charlar con el de la actualidad. Estoy super contento de haber realizado esta entrevista como esta. Aquí os dejo el video y más abajo la traducción de esta.

El video de la entrevista con Christos Shakallis

La transcripción de la entrevista

– Julián López: Para empezar, me gustaría saber de dónde viene su pasión por el baile y cómo ha llegado a donde está actualmente en su carrera.

– Christos Shakallis: Bien. En primer lugar, pertenezco a una familia de bailarines. Mi padre y mi madre son dos bailarines tradicionales chipriotas. Así que crecí en un ambiente lleno de bailes, trajes tradicionales, festivales, hasta mis amigos estaban involucrados en el baile. Por eso, mi padre y mi madre crearon un grupo que se llamaba «I Adouloti» Shakalli, Shakalli es el apellido, y por eso viajamos a festivales por todo el mundo, también estuvimos en España un par de veces, y luego crearon la escuela de baile. Hay dos cosas diferentes: el grupo que actúa y la escuela de danza. En la escuela de danza crecí, aprendí y luego tuve que decidir seguir la danza, hacer de la enseñanza de la danza mi trabajo. Así que no fue una decisión difícil, fue una decisión fácil de hecho, ya que me gustó la idea, el ambiente, la pasión, me gusta la danza en general, en sus diferentes disciplinas. Así que decidí continuar estudiando más y llevar la escuela de baile al siguiente nivel.

– Julián López: Tiene una escuela de danza y, además, ha enseñado danza en diversas instituciones, ¿qué le motivó a ello? ¿Cuál es su mayor inspiración?

– Christos Shakallis: Bien. En primer lugar, como he dicho antes vengo de Chipre y hemos viajado por todo el mundo bailando danzas tradicionales griegas y chipriotas. Por lo tanto, he visto grupos de todo el mundo actuar, pero tenemos una cultura en Grecia, en Chipre que perseguimos lo tradicional, no folclore, y es Rebétiko, estamos hablando de Hasapiko, Karsilamas, Zeibekiko, Tsifteteli, este tipo de baile se lleva hoy en día, no está en el museo, no folclore. Así que la gente sale por la noche en las tabernas, con el bouzouki, escuchan música griega y eligen el bailar, todas las generaciones, desde la generación de mayores, a los jóvenes, a los más jóvenes. Así que quiero sacar esta cultura de Grecia, de Chipre y llevarla al extranjero. El único baile que se conoce en todo el mundo es Zorba, ¿conoces el Sirtaki? Este se hizo famoso por la película con Anhony Quinn, Zorba, y todo el mundo conoce su música. Así que decidí que no sólo Zorba, que es muy potente, sino también su mezcla de bailes merecen ser conocidos. Zorba, en realidad, no es el baile, son dos bailes juntos, Hasapiko y Hasaposerviko, lento y rápido. Para la película, Mikis Theodorakis, fue el compositor de la música y hacer esa música específica para la película, pero porque era tan popular y la gente lo ama, por lo que en la escuela de baile en todas partes de Grecia, empezamos a enseñar este baile, la mezcla de pasos juntos y crear coreografías. Así que nació un nuevo tipo de baile. ¡Todo el mundo que viene a Grecia dice OPA!

Mi inspiración fue mi padre, porque él creó la escuela de baile, creó la danza en Chipre hace muchos años, cuando aun no eran tan populares.S e esforzó mucho, era un hombre con talento, creó un montón de coreografías en ese momento no había Youtube, no se puede ver a otras personas, por lo que se tenía que imaginar y crear sus propios pasos, hacer sus propias coreografías. Hizo mucho y trabajó con credibilidad, él fue mi inspiración para seguir y todavía hoy recuerdo que dijo que ha trabajado para tratar de mejorar aún más.

Christos Shakallis y su equipo bailando el Sirtaki.

– Julián López: Cuenta también con varios premios debidos al baile, ¿alguna vez se imaginó llegar a alcanzar ese éxito?

– Christos Shakallis: No, no lo hice, pero los últimos dos años, no ahora con el coronavirus, quiero decir antes, de 2017 a 2019, fueron años muy exitosos para mí porque hice un montón de proyectos y realmente estoy muy orgulloso de esos proyectos. En primer lugar, establecí una gran cantidad de seminarios de danza griega en todo el mundo, en diferentes países. Es muy importante llegar a países que no tienen griegos pero que aman la música griega y quieren aprender, así que para mí es un gran éxito. También recuerdo en 2017 que me invitaron a Nueva York para hacer un acto de Rebetiko, fue un gran espectáculo de una música clásica y la música tradicional griega, una mezcla, fue como la ópera y la música tradicional, era algo magnífico, me invitaron a bailar, fue una muy buena experiencia.

El segundo, el ultimo trabajo antes del Corona hace un año, fue una coreografía de Rebétiko para el Kostroma Russian National Ballet. Me invitaron a coreografiar para ellos, porque crearon un espectáculo sobre países de todo el mundo para un nuevo espectáculo, nuevas actuaciones. Así que invitaron a coreógrafos de todo el mundo a coreografiar cada pieza. Fue una gran experiencia, porque estamos hablando de bailarines profesionales, pueden hacer todo con facilidad, se ven muy bien. El único problema, no el problema, era hacerles llegar la idea de la danza griega, el sentimiento, lo que quieres expresar, lo que dice la letra, lo que dice el pueblo griego, cómo es, transmitirles toda esta idea. Pero estoy deseando que llegue y han empezado el espectáculo y creo que en abril tienen la primera actuación, así que iré a verlos.

– Julián López: Me gustaría que nos hablara sobre su experiencia en Eurovisión en 2008, ya que es uno de los concursos musicales más seguidos a nivel mundial. ¿Cómo lo recuerda a día de hoy?

– Christos Shakallis: Eurovisión, creo que 2008 o 2010. No recuerdo cómo era hace 10 años. Y es una gran experiencia. Vale, es sobre todo bailar. Lo siento, cantar, pero éramos parte del grupo. Desde el proceso de elección de Chipre, nuestro grupo para participar. Así que esa fue la primera parte que disfruté mucho. Pero la mejor experiencia fue viajar a Serbia, para el concurso. Y allí me sorprendió la organización. Para mí, fue una idea totalmente nueva de cómo, se las arreglaron para terminar técnica y con un programa para poner juntos todos los diferentes países tratan de ensayar con ellos y toda la situación para llevar a cabo un resultado como este, ya sabes, que el Festival de la Canción de Eurovisión es en realidad la mayor captura de su evento en el mundo. Creo que de la gente mirando si creo que el primero es sólo ser juegos, ya sabes, la ceremonia de apertura y la clausura. Pero eso es una célula que es atlético. A continuación, el segundo o la final del fútbol sería nuestro usted sabe, incluso si eso es como, pero eso es de nuevo, atlético. Y luego el número tres es Eurovisión que mal es el número tres, pero es el primer evento artístico. Así que fue una gran experiencia ver cuántos millones de personas te están viendo. Y la forma en que lo hicieron. No había forma de cometer un error. Si pudiera hablar con tal vez horas para esto, la forma en que organizan todo los ensayos, quiero decir, nosotros recuerdo correctamente, actuamos en la noche, pero hacemos la misma actuación en la mañana. de en la misma actuación en la noche anterior. Me refiero a todo el vestuario, el peinado, el maquillaje, toda la coreografía, todo y con la gente mirando. Así que allí se puede comprar entradas para el ensayo para el ensayo otro tenemos hijo número dos y luego para la final de la noche. Muy buena experiencia.

– Julián López: A lo largo de su carrera, ha bailado muchas disciplinas de danza, pero, ¿cuáles son sus preferidas? ¿Qué le transmiten?

– Christos Shakallis: En primer lugar quiero decirte que admiro mucho a España. Admiro mucho. He estudiado Flamenco y quizás mi baile es ha sido influenciado por el flamenco. Me gusta la pasión, la diversidad entre el fuego y el frío en el flamenco. Todo ese «duende» del Flamenco y desde el baile chico baile intermedio, Jondo, etc. Y me encanta. Está en mi corazón.

Aunque no soy español, soy griego, pero he intentado muchas veces entrar en el espíritu. Me gusta la música de guitarra. Me gusta el modo en que el Flamenco es diferente, la bailarina baila y la guitarra la sigue. Esto es creo que es en no he visto que en otro bailes. Así que me sorprendió. También me gusta lo que te dije, que tienes muchas categorías de baile, quiero decir que puede más agradable y luego tienes Jondo, muy profundo, el dolor en los bailarines; y la categoría media. Me gusta mucho la Segurillas y las Bulerías. Así que es uno de mis bailes favoritos.
El otro es la Salsa, la salsa de Cuba. Yo conocí la salsa en 1998 cuando empezó todo, y cuando descubres bailes como la salsa, que es un baile muy profundo también, y con mucho significado en ambas partes, y descubres la socialización a través del baile. también encuentras diversión porque la mayoría de los bailes de flamenco son bailes solistas pero aquí te mueves en pareja. Fue muy interesante para mí y un reto. Cuando bailas con tu pareja, es como una conversación. Si tú estás dirigiendo los pasos y ella los sigue, es decir, necesitas mostrarle claramente los pasos para que ella entienda lo que quiero decir, es como un diálogo es como hablar mientras haces baile. Muy satisfactorio, muy satisfactorio.

El número uno de las danzas son los bailes griegos. Por supuesto., cuando decimos danza griega no es un solo baile, es como cuando decimos flamenco, es un grupo de bailes. Tienes Alegrías, Bulerías, Tarantos así que muchos baile. Cuando se dice bailes griergos, si tomamos la danza Rebétiko tenemos Hasapiko, Karsilamas, Zeibekiko, Tsifteteli, etc. Me gusta mucho el Rebétiko es una danza como Flamenco. Tiene un alma muy interior. La mayoría de las canciones, las letras son sobre historias tristes o momentos tristes y problemáticos de nuestra vida, todo el mundo Quiero decir, la dejé ella me dejó estoy solo, me siento mal, necesito beber y bailar. Necesito expresar mi dolor. Por ejemplo, he perdido mi trabajo, no tengo dinero, no estoy bien, necesito beber y bailar. Así que es todo esto, o yo no estoy bien de salud y necesito encontrar la fuerza en el baile. Nosotros este baile reflejamos una situación que no es muy feliz, tienes un problema, pero quieres mostrar que serás fuerte y entonces serás lo suficientemente poderoso para superarlo y ser un ganador y este problema desaparecerá. Esto me gusta mucho. Lo proporciona, es decir, tienes pasos, pero como todos los bailes, que se realizan con una fuerte sensación de improvisación. No es todo coreografía, quiero decir, se puede ver sobre coreografía cuando es un montón de gente bailando al mismo tiempo, pero cuando bailo solo, me llamo, ya sabes, mentalmente y voy allí a bailar. A veces me gusta. A veces no me gusta tanto. Así que es como te sientes en ese momento. ¿Cómo es el ambiente? ¿Cómo es la canción? Toda la situación, de cuánto bebes, ¿sabes? Sí.

– Julián López: ¿Ha hecho alguna actuación en España?

– Christos Shakallis: La verdad es que si. Hace muchos años, recuerdo que por 1995 o 1994. Tengo amigos, amigos españoles y son bailarines también, y amigos con los que mantenemos nuestra amistad hasta hoy. Así que visité Sevilla y llegué durante la Feria. Así que me presentaron la Feria, fuimos a las casetas, bailamos sevillanas por la mañana, por la tarde, por la noche, todo durante una semana. Fue una experiencia muy agradable para ver todo el pueblo estaba en un modo festivo. Todo el mundo, desde los jóvenes hasta los mayores, disfrutaron de la Feria. Había unos amigos mios que pertenecen a un grupo y tenían que actuar en la noche con Antonio Canales. Antonio Canales subió al escenario y, entonces dijo: ¡Vamos Christos, bailemos juntos!. No, yo No, no. Así que me trajeron el traje, me lo puse allí y actuamos juntos. Entonces todo el mundo allí bailando Sevillanas con Antonio Canales. Salió en una televisión española que no recuerdo ahora, fue hace muchos años. Una experiencia muy bonita.

– Julián López: Centrándonos en el presente, ¿cómo crees que ha perjudicado la pandemia al baile?

– Christos Shakallis: Mucho, creo que nosotros, quiero decir, ahora la próxima semana va a ser Marzo y estamos como hace un año. Nuestro negocio durante todo un año solo abrió cinco meses. Lockdown, se trabaja un poco, Lockdown otra vez y vuelta ala trabajo. La gente tiene miedo, porque el baile es también es social, ir juntos, parejas de baile. Las personas se reúnen, bailan, sudan, etc. Somo un negocio, uno de los negocios que se ha sido afectado mucho. Pero soy positivo porque el corona se irá, tal vez dos meses, cuatro meses, seis meses, se irá y creo que la gente después de cuando todo esto acabe, volverán más fuerte a la escuela de baile. Las cosas que realmente se perdieron durante el cierre, porque realmente el baile y el entretenimiento es una de las cosas que la gente… es la primera vez en mi vida, creo, para ti y para todo el mundo, esta generación que no se nos permite salir. Tienes que estar en casa a las 21:00. Tienes que enviar un SMS ahora para salir. No se te permite bailar. No se permite hacer esto o aquello. Todos nos sentimos de esta manera. Entiendes, quiero decir por encima de todo está la salud, pero perdimos muchas de estas cosas. Y creo que cuando tengamos la libertad de hacerlas de nuevo, la gente volverá a disfrutar de su vida, a seguir disfrutando de ellas.

– Julián López: Por ello, ¿rompió algunos proyectos que tenía en mente durante el año pasado?

– Christos Shakallis: Sí, sí, tenía muchos proyectos y, en primer lugar, quiero decir que cerramos en Marzo y el año pasado fueron los cuarenta y cinco años del Shakalli Dance. Así que teníamos grandes espectáculos, celebraciones, actuaciones y todo esto se detuvo. Luego tenía un montón de eventos personales como viajar, tenía una reserva para ir a América de nuevo para los seminarios y espectáculos en Australia. La primera vez que iba a ir a allí y muchos otros viajes, todos cancelados, todos pospuestos para el año que viene. Así que al principio, a decir verdad, el primer Lockdown lo disfruté, es decir, el primer mes me quedé en casa y me relajé con mi familia, fue un descanso. Necesitaba ese descanso porque cuando trabajas en esto durante la semana y los fines de semana necesitas viajar, así que no descansas, sigues trabajando. Y luego vuelves el lunes a tu país. Y de nuevo, trabajas. Así que necesitas un descanso. Así que lo disfruté. Y luego fue el verano y luego abrimos de nuevo. Pero entonces el segundo Lockdown, no me gustó. Sentí que no era justo para el trabajo, para mí. Tuve un montón de energía, un montón de cosas que ofrecer, cosas para hacer, pero no pude.

– Julián López: ¿Cuáles serán los siguientes proyectos que le gustaría llevar a cabo?

– Christos Shakallis: Mi gran idea es difundir el Rebétiko por todo el mundo, por lo que es una danza increíble y la danza que se puede relacionar con todas las nacionalidades, porque todos tenemos problemas, todos tenemos situaciones como esta. Es una danza muy interesante y muy profunda, con historia y emociones. Así que creo que merece ser conocida y amada no sólo por los griegos. Así que creo que ese es mi sueño. Mi sueño hecho realidad es así. El Flamenco es conocido en todo el mundo, la gente lo conoce. Quiero decir, se logra que un baile español salga de España y sea conocido en todas partes. Salsa de Cuba salió y todo el mundo la conoce. Así que para nosotros, creo que si trato de hacer que el rebétiko salga de nuestras fronteras e ir a todo el mundo, serían mi ideal.

– Julián López: Háblenos del baile tradicional griego, ¿ve evolución en esta disciplina? Si es así, ¿hacia dónde podría ir encaminada?

– Christos Shakallis: A qué te refieres exactamente, quiero decir, las danzas tradicionales, como Rebétiko. OK, están cambiando. Está cambiando porque es una tradición que vivimos hoy, no es como el Museo del Folklore, se detuvo y está ahí y lo preservamos. Es una tradición que vivimos hoy en día. Las nuevas canciones, los nuevos cantantes, los nuevos compositores, que cantan nuevas canciones, canciones de Rebétiko, canciones de Hasapiko, etc. Así que la nueva generación se implica. Eso es bueno. También afecta al baile porque, es nuestras danza libres como el Rebétiko, en general nuestros bailes son libres, a usted le dan la sensación de improvisar y expresarse dentro de un estilo propio. A continuación, ajustas y realizas la forma en que lo siente. Si tengo 20 años, tengo esta energía y soy así de maduro, conozco estas cosas y me expreso de manera diferente cuando solía bailar cuando tenía 20 años, diferente cuando tenía 40, diferente cuando tenga 60. Así que cambia, quiero decir, Rebétiko es un baile donde en primer lugar, si eres mujer o hombre, si eres joven o viejo, si tienes un fondo de baile o no, es decir, algunas personas bailan porque no son bailarines profesionales. No tienen técnica de baile. Así que no pueden girar dos veces, sino giran una vez. No, no pueden saltar, subir y bajar. Es su físico y su cuerpo, ya sabes, los principios de la danza. Así que hacen lo que son capaces de hacer y lo hacen bien dentro de su propia estructura, pero algunas personas pueden hacer más. Así que es muy poderoso. Puedes expresarte como quieras, te da la libertad de improvisar y esa es la belleza.

Es un reto, un gran reto, porque tengo un montón de estudiantes, están aprendiendo Rebétiko. Al principio, como todo, necesita poner ciertas pautas. Tienes que aprender el ritmo, estos pasos los tienes que aprender como una coreografía porque necesitas practicar estos pasos. Necesitas hacerlo porque necesitas aprender cómo girar, cómo equilibrar, cómo quedar bien. Así que realmente los enseñas de cierta manera, pero el mayor reto es, después de enseñarles, juntarlo todo y tratar de romperlo y hacer que se desarrolle y utilice todas estas armas que le has puesto para crear su propio baile.

– Julián López: Ha dado clases de danza y ha hecho coreografías a multitud de instituciones, ¿qué consejos podría darles a todos aquellos que quieran dedicarse al baile en un futuro?

– Christos Shakallis: ¿Quieres decir en general? Bien, un equipo de baile tiene muchas caras. Así que, en primer lugar, tienes que decidir lo que quieres. Quieres aprender a bailar como pasatiempo, como ejercicio, para socializar, etc. Esa es una. Luego quieres bailar, ser profesional, actuar, tener una buena técnica, entrar en un grupo y hacer espectáculos. Eso es otra cosa. Así que dos categorías diferentes, entiendes. Ambas son muy interesantes y exigen un trabajo duro. Así que, en primer lugar, tienes que buscar qué tipo de disciplina de danza quieres aprender. Estudiar y aprender el origen. Aprende el ritmo. Aprende la historia. Aprende qué es lo que necesitas expresar. Luego aprende los pasos. Consigue los pasos, sigue los pasos, luego presta el ritmo, por supuesto, júntalo y lo más importante entonces es tener la mente clara y disfrutar bailando. Porque cualquier cosa que hagas en vivo, tienes que disfrutar, disfrutarlo y estás bailando para ti mismo. Para complacerte a ti mismo y si te complaces a ti mismo, entonces los demás te miran y ellos también son felices. Así que no actuamos para los demás, actuamos primero para nosotros y a los demás les gustará lo que transmitamos.

– Julián López: Si quieres añadir algo más.

– Christos Shakallis: Creo que hemos fijado muchas cosas. Deseo que todo esto termine con el coronavirus y que superemos todo esto. Quiero decir, hemos perdido a mucha gente. Tenemos un montón de muertes a nivel mundial. Así que espero que esto termine porque realmente cambiará nuestras vidas. Realmente seguro. ¿Cuáles son los diferentes aspectos de nuestras vidas? Creo que cuando volvamos. Puede que no seamos los mismos de antes. Elegiremos más sabiamente y apreciaremos más algunas cosas simples. Ámate a ti mismo, ama a la gente que te rodea, y pon el baile en tu vida, no te arrepentirás. Y por la razón que sea, o quieres hacer ejercicio, o quieres hacerlo como hobby o como si lo quieres hacer para socializar con la gente, o tienes grandes ambiciones. Ya sea cual sea la edad, si lo que quieras estudiar o para actuar, el baile te dará mucho placer y mucha satisfacción. Así que pon el baile en tu vida.

– Julián López: Hermosas palabras.

– Christos Shakallis: Gracias.

– Julián López: De nada, es un placer. Es un placer para mí. Esta es mi primera entrevista.

– Christos Shakallis: Ok, es el principio de muchas y luego sigues y ojalá visites Grecia. Vamos.

– Julián López: Gracias. Gracias. Lo intentaré. Lo intentaré.

– Christos Shakallis: Sabes que tenemos griegos, no lo sabía, tal vez vi algo similar en España, donde vas a las discotecas y la generación joven. Sí, escuchas música, quiero decir, música universal, ya sabes, no especialmente. Y de repente ponen música griega y todo el mundo vuelve. Creo que en España, he visto canciones españolas y música española similares. La gente está más de buen rollo si hacen más fiestas con su música. Son muy similares.

– Julián López: Yo escucho, por ejemplo, reggaetón u otro, y luego escucho el flamenco (Me vine arriba)

– Christos Shakallis: La otra cosa que tenemos en Grecia creo que es que tenemos grandes escenarios donde los cantantes, cantan y son todos un montón de gente están abajo y tiran claveles y bailan y se quedan toda la noche. Así que tenemos tradiciones locas. Lo echamos mucho de menos, durante un año nada.

– Julián López: ¿Cuándo bailan Rebétiko parten platos o no?

– Christos Shakallis: Ahora no está permitido. Antes solían romper platos y luego no recuerdo quién, pero ellos lo prohibieron. Dijeron que no está permitido e hicieron una ley. Así que no está permitido romper la platos. Te pueden poner una multa, por lo que tiran claveles o trozos de almohada.

– Julián López: Sí, sí.

– Christos Shakallis: Es una forma de mostrar esa emoción para ti, ya sabes, las flores es el clavel, ya sabes.

– Julián López: Sí, he visto algunos vídeos de cantantes como Pantelis Pantelidis y público le tiran flores.

– Christos Shakallis: Ya ves cuántas tiran. Sí, sí. Es una locura. Una locura. Sí. Echamos de menos esos tiempos.

– Julián López: Sí, yo también. Soy más joven pero lo echo de menos.

– Christos Shakallis: Bueno, muchas gracias. ¿Estás bien?

– Julián López: Sí.

– Christos Shakallis: Bueno, muchas gracias.

– Julián López: Muchísimas gracias, es un placer. Ευχαριστώ πάρα πολύ! (¡Muchísimas gracias!)

– Christos Shakallis: Bravo, yo hablo un poquito de español. Me llamo Christos.

– Julián López: Ελληνικά μιλάω λίγο (Hablo un poco de griego).

– Christos Shakallis: ¿Hablas un poco de griego? Bien, muy bien. Muchísimas gracias, buenas tardes y buena saludo.

– Julián López: Perfecto, nos vemos.

– Christos Shakallis: Hasta luego, nos vemos.

Creditos

error: ¡Contenido Protegido!